21 de noviembre de 2006

ACERCA DE LOCOS Y CORBATAS

Esta haciendo una calor!!, por eso esta mañana trate de vestir lo mas holgadamente posible, pese a que tenía que dirigirme a varias oficinas públicas donde ciertos funcionarios son algo discriminadores con los abogados por la ropa (increíble pero cierto), las abogaditas debemos llevar trajecito sastre y los abogados la infaltable camisa y corbata, caso contrario pecamos de mamarrachos poco serios. ¿acaso ese es abogado? ¿con esa pinta? Vaya si que es una ridiculez medir la capacidad por la ropa.
Cuando ingresaba a una oficina no muy concurrida, Alex, un funcionario se encontraba bastante relajado con la corbata tirada cerca al basurero, y disfrutando del ocio del momento, hasta que vio por la ventana que su jefe se disponía a entrar!; inmediatamente brincó y se colocó la corbata que por suerte ya llevaba nudo, cambio la sonrisa con la que me recibió y empezó a revolver papeles de su escritorio, simulando estar muy ocupado y claro, también yo tuve que disimular la carcajada interna que me provocaba el verlo todo sudado y color tomate.
A proposito de corbatas recordé la conversación entre Veronika y el Dr. Igor. Veronika es el personaje principal de la novela “Veronika decide morir” escrita por el genio de Paulo Coelho. Veronika es internada en un sanatorio mental por intento de suicidio y en una ocasión pregunta al Dr. Igor acerca de la esquizofrenia de Eduard, un muchacho recluido también en el mismo sanatorio.
El Dr. Igor describe a un esquizofrénico como una persona que ya tiene una tendencia natural para ausentarse de este mundo, hasta que un hecho - grave o superficial- hace que cree una realidad sólo para él:
- Crear una realidad solo para él – repitió Verónica - ¿Qué es la realidad?
- Es lo que la mayoría de la gente consideró que debía ser. No necesariamente lo mejor, ni lo más lógico, sino lo que se adaptó al deseo colectivo. ¿Usted ve lo que llevo alrededor del cuello?
- Una corbata.
- Muy bien. Su respuesta es lógica y coherente, propia de una persona absolutamente normal: “una corbata”
Un loco, sin embargo, diría que yo tengo alrededor del cuello una tela de colores, ridícula, inútil, atada de una manera complicada, que termina dificultando los movimientos de la cabeza y exigiendo un esfuerzo mayor para que el aire pueda penetrar en los pulmones. Si yo me distrajera estando cerca de un ventilador, podría morir estrangulado por esa tela.
Si un loco me preguntara para qué sirve una corbata, yo tendría que responderle: para nada absolutamente nada. Ni siquiera para adornar, porque hoy en día se ha tornado el símbolo de la esclavitud, del poder, del distanciamiento. La única utilidad de la corbata consiste en llegar a la casa y poder sacárnosla, dándonos la sensación de que estamos libres de algo que no sabemos que es.
¿Pero la sensación de alivio justifica la existencia de la corbata? No. Aún así, si yo pregunto a un loco y a una persona normal qué es eso, será considerado sano aquel que responda “una corbata”. No importa quién dice la verdad, importa quién tiene razón.

La corbata…un inútil pedazo de tela, “según un loco”, ahora según nosotros “los normales” un símbolo de formalidad, de seriedad y sensatez. El ejemplo tan simple en torno a una corbata, alcanza mucho mas, cuantas cosas mas nos imponemos?!, y no sabemos de donde vienen, para que sirven y por que las hacemos? solo las copiamos y nos adecuamos a ellas por ese “deseo colectivo” que debemos mantener, porque de lo contrario marcaríamos una diferencia que nos llevaría a ser llamados “extraños”, “raros” o hasta tal vez “locos”.
Nuestra llamada “realidad”, responderá a lo que en verdad queremos?, o es que simplemente nos adecuamos a lo ya impuesto sin analizar que tan bueno o malo es para nosotros? y entonces cada vez nos transformamos más en máquinas de comer, dormir, trabajar, etc. convenciéndonos a nosotros mismos y a los demás que eso es “lo mejor” y lo que “debe ser”.
Si… treverse a pensar y actuar diferente es un riesgo; riesgo porque rompemos ciertas cadenas que nos mantienen “cuerdos” frente a los demás… porque en esta sociedad, tal como dice el Dr. Igor: “No importa quién dice la verdad, importa quién tiene razón” pero ¿Quién en verdad tiene la razón? …

1 comentario:

belmar dijo...

esto es mas sado...

http://tiedgirls.blogspot.com/


lamentablemente (paratugusto) no tengo fotos de chicos...

espero que regreses por mis dominios...